En María Trifulca, tu restaurante en Sevilla, nos encanta nuestro barrio y nos encanta Triana. Un barrio histórico de la capital hispalense, y de los más vivos y carismáticos. A continuación, te vamos a contar un poco la historia del barrio de Triana para que lo disfrutes más aún cuando vengas a visitarnos.

Historia del Barrio de Triana de Sevilla

Los primeros asentamientos en Triana datan de la época romana. Lo sabemos porque se han encontrado en el barrio de Triana numerosos restos romanos. 

Ya en la época de Al-Ándalus, cuando Sevilla capital de uno de los reinos taifas, Triana experimentó un gran crecimiento de población. Su posición junto al río Guadalquivir lo conviertió en un enclave privilegiado.

Sin embargo, el barrio de Triana no se unió con Sevilla hasta que el califa Abu Yacub Yusuf mandó construir el llamado puente de barcas. Se trataba de una serie de tablones de madera colocados sobre trece barcas amarradas en ambas orillas del Guadalquivir. Gracias a él, se mejoró el comercio en la zona y comenzó su relación con Sevilla. 

 

 

Triana: esencia marinera

El río Guadalquivir siempre ha sido un elemento muy importante en la historia y la configuración del barrio de Triana de Sevilla. Es por ello que se trata de un barrio de prominente tradición marinera, la cual homenajeamos en nuestro restaurante María Trifulca.

En Triana se situaba la famosa Universidad de Mareantes. Es allí donde se reclutaron y formaron los marineros que ibas hacia América y que comandados por Magallanes y El Cano dieron la primera vuelta al mundo. 

 

 

¿Te animas a conocer de primera mano la historia del barrio de Triana de Sevilla y sentir su esencia marinera? Te esperamos en María Trifulca, tu restaurante en Sevilla, donde podrás degustar los mejores platos del mar a orillas del Guadalquivir.